La Guaira aporta talento a las filas de la Vinotinto

Hasta cuatro jugadores del naranja fueron llamados a la selección nacional Sub-16

El Deportivo La Guaira siempre se ha caracterizado por tener una de las canteras más sólidas y completas del país. Siendo ejemplo de organización a nivel de categorías inferiores, las convocatorias a las selecciones nacionales suelen contar con efectivos del cuadro litoralense.

El último llamado de la Vinotinto Sub-16 no fue la excepción y en él dijeron presente los defensores Nicolás Granadino (2004) y Ulises Morón (2003), además de los atacantes Reinaldo Guerra (2003) y Carlos Subero (2004).

El propio Morón resaltó la importancia de enfundarse el uniforme color vinotinto: “Es algo que me llena de orgullo, porque no todos tienen la oportunidad de ponerse esa casaca y cuando lo haces y estás en la cancha, tienes que darlo todo, porque en ese momento eres un privilegiado que está jugando por una nación entera”, comentó.

Ulises Morón (Número 15) fue titular ante Estados Unidos y Hungría

Todos lograron sumar experiencia con roce internacional, al disputar un cuadrangular amistoso en la ciudad de Praga, en República Checa. En dicho torneo, los criollos enfrentaron a los locales, además de las selecciones de Hungría y Estados Unidos.

Para Subero, el viaje fue sumamente positivo: “Es la selección, es un sueño, un logro enorme. Para mí fue algo único poder vivir ese momento, vestir la camiseta de la Vinotinto desde esta edad y espero que se pueda repetir la ocasión muchas veces más”, aseguró el delantero.

La escuadra nacional cerró su participación en el cuadrangular con un empate y dos derrotas, pero sus integrantes pudieron ver minutos importantes de competencia, que ayudarán en la preparación para los venideros Campeonatos Sudamericanos.

Guerra, capitán del combinado Sub-17 guaireño, destacó que, a pesar de que disfrutó el momento, lo asumió con mucho compromiso. “Estoy muy orgulloso de poder representar a mi país. Es una felicidad muy grande y a la vez una responsabilidad tremenda, pero estoy muy contento por haberlo conseguido”, indicó.

Reinaldo Guerra en el partido contra República Checa. Fotografía: Ladislav Pilař

Por su parte, Nicolás Granadino entiende que este rodaje es muy importante para el crecimiento como futbolistas. “Recibir un llamado a la selección siempre es una linda oportunidad de desarrollo, de aprendizaje. Fue mi primera incursión en el fútbol internacional y ahí uno se da cuenta del nivel que existe en otros lugares”, dijo el central.

De ahora en más, los jugadores del conjunto varguense seguirán dando todo en cada partido y en cada entrenamiento, con la idea de seguir recibiendo llamados a la selección. Además, intentarán también inspirar a sus compañeros, para elevar el número de convocados en las filas de la institución y seguir demostrando que el Deportivo La Guaira está a la vanguardia del fútbol menor en el país.

Carlos Subero disputa el balón ante un defensor local. Fotografía: Ladislav Pilař