Daniel Farías triunfó en la cancha en la que debutó 300 partidos atrás

El naranja ganó en Puerto La Cruz en el partido 300 de su DT en Primera

Comunicaciones DLG

En un estadio viejo conocido para el Deportivo La Guaira y su entrenador, Daniel Farías, sucedieron dos situaciones significativas: el naranja sumó tres puntos frente al Atlético Venezuela para encaminar su escalada en el Torneo Apertura 2019 y el timonel naranja –a sus 37 años- alcanzó 300 partidos en la Primera División del Fútbol Venezolano.

En un gramado donde el litoralense solía fungir de local hasta hace poco por las mejoras que estaban realizándose en el Olímpico de la UCV, los dirigidos por Farías lograron hilvanar su segunda victoria, tras conseguir destrabar el partido con goles de José Balza y Luis Cabezas. “Tuvimos una capacidad importante, el estado físico de nuestros jugadores es llamativo, también el conocimiento de cómo son los partidos en Puerto La Cruz por haber jugado ahí tanto tiempo”, aseguró.

Sobre las claves para esperar con calma que se fueran dando las situaciones y que el equipo pudiera aprovecharlas, expresó: “Normalmente son partidos donde el cansancio conforme avanza el partido va generando la posibilidad de que alguno saque provecho y a eso nos apegamos”.

Además del estado físico y el correcto planteamiento, La Guaira ha gozado con una gran respuesta en el ataque. “Cabezas (Luis) ha anotado tres goles en los partidos que jugó (3), el ‘Chino’ (José Balza) también ha marcado y eso es valorable porque a ellos se les juzga por las anotaciones que logran”, aseveró el entrenador del naranja; sin dejar de mencionar que “en general, el funcionamiento del equipo es importante, hay que destacar que hemos dejado la valla en cero y que generamos ocasiones de gol. Ojalá esa vena goleadora pueda mantenerse; además, tendremos el regreso de ‘Maestrico’ (César González) y podremos seguir sumando cualidades en el ataque”.

300 PARTIDOS Y UN TALENTO QUE NO TOCA TECHO

Un 14 de marzo de 2009, se preparaba Daniel Farías para uno de los retos más importantes de su vida, con 27 años de edad. Al día siguiente, se pararía en la raya a dirigir su primer compromiso como entrenador principal, con el Deportivo Anzoátegui, en la misma cancha que este domingo cumplió su partido 300. El resultado de aquel día, tal como este domingo, un triunfo, pero con marcador de 1-0 ante el Zulia FC.

En un mes se cumplirán 10 años de ese momento, ¡vaya, que pasó el tiempo!, así como pasaron varios equipos, muchas victorias, algunas derrotas, pero sobretodo innumerables lecciones. “Realmente cuando me pongo a analizarlo es un gran número, ha pasado mucho tiempo desde el primer partido y eso me hace sentir orgulloso”, reconoció.

La carrera de Daniel Farías, como la vida misma de cualquier persona, ha tenido grandes guías, quizás muchos para mencionarlos todos, pero hay uno en particular que todos conocemos: “En el fútbol, a través de los años han pasado personas que me han dado una posibilidad enorme de crecimiento y aprendizaje. A la persona a quien yo más le agradeceré siempre es a César (Farías), mi hermano, él me dio la oportunidad de iniciarme y de transitar en el tiempo en esta actividad y además de eso, de brindarme siempre su apoyo”.

Así prosiguió dándole a su familia el reconocimiento por su gran parte en esta labor, desde el partido 1 hasta el 300, el entrenador naranja asegura que “sumado a César (Farías), mis padres, mi hermano Luis (Farías), en especial, mi esposa y mis hijos, ellos han estado conmigo siempre y después de tanto tiempo de haber debutado siguen estando ahí dándome las palabras necesarias en los momentos necesarios”.

PILAR FUNDAMENTAL EN LA CONSOLIDACIÓN DEL PROYECTO NARANJA

Daniel Farías no cumple un año aun siendo director técnico del Deportivo La Guaira pero sus logros y su compromiso con la institución son innegables. En el marco de la celebración de sus 300 compromisos, comentó: “Estoy rodeado de gente que me hace sentir bien y me alegra poder alcanzar este logro juntos, espero que sean muchos partidos con esta gran familia naranja”.

“Mi idea es estar mucho tiempo aquí. El fútbol es de variables, pero estoy a gusto y feliz en La Guaira”, afirma el timonel que llevó al cuadro litoralense por primera vez a una final, a una Copa Libertadores y a trascender de fase en ella haciendo partidos que pusieron a palpitar los corazones naranjas.

Sumado a esas importantes conquistas del cuadro guairense, Daniel Farías ha apostado por un sinfín de jugadores de la cantera. “Tenemos una inversión importante en las categorías menores que viene generando frutos por lo que es normal que estemos aprovechándolo. Estamos abriéndoles espacios porque se los ganan”, explicó antes de cerrar diciendo: “Me enorgullece aportar mi grano de arena a la evolución de este equipo”.